Dios Amor y Dios Juez


Depositphotos_62932641_m-2015.jpg

Hace apenas unos días, el 19 de Noviembre de este año, falleció un hombre que simbolizó la maldad, el odio y lo demoniaco por décadas. En la década de los sesenta, Charles Manson fue el líder de un grupo el cual el llamó, La Familia Manson (Manson Family). En los meses de Julio y Agosto de 1969 planeó el asesinato de nueve personas en cuatro localidades diferentes. También fue acusado de dos asesinatos más.

         La pregunta es, ¿amaba Dios a Charles Manson? La respuesta es Sí; Dios amó a Charles Manson y a cada ser humano. El amor de Dios es incondicional; quiere decir que no importa lo que hagas, Dios te ama. Nadie en este mundo tiene la capacidad de amarte como Dios te ama. No importa si eres Cristiano o no, si eres un buen ciudadano o no, si nunca haz estado preso o si eres un Charles Manson.

         La Biblia nos dice que Dios es amor (I Juan 4:8). El amar es su naturaleza y es su carácter. Mas si solo enseñamos y predicamos sobre el amor de Dios, estamos predicando y enseñando un mensaje incompleto. Santiago 4:12 nos dice, “Hay un solo Dador de la ley y Juez quien es poderoso para salvar y destruir…” (RVA2015) Dios es el dador de la ley; Él ha establecido las reglas de juego, lo que es bueno y lo que es malo. Él ha hecho saber las consecuencias del camino de sus justicia y las consecuencias del pecado. El hecho de que de Dios es amor no quiere decir que con Dios se pueden jugar jueguitos de manipulación.

         Hermanos, el centro del mensaje del evangelio es el arrepentimiento. Sin el arrepentimiento no hay salvación, sin el arrepentimiento no hay restauración, ni nuevos comenzares… con Dios no se juega. Las Palabras de Cristo aún hacen eco en nuestros días, “¡Arrepiéntanse, porque el reino de los cielos se ha acercado!” Mateo 4:17 (RVA2015)

         El amor de Dios no puede violar su justicia, mas a través de su Hijo Jesús, el Padre ha proveído el mejor y único plan de redención para el mundo entero. Concluyo pues que Dios te ama, sin lugar a dudas; mas también te juzga de acuerdo a su justicia. El amor de Dios es justo y se deleita en la verdad de acuerdo a Primera de Corintios trece.

         Sin Cristo somos todos culpables; solo Su preciosa sangre puede perdonar nuestros pecados, olvidar nuestras transgresiones, arrancar de raíz nuestras iniquidades y librarnos de toda maldición.

         Hoy puedes estar confiado de que nada ni nadie te puede separar del amor de Dios (Romanos 8:38-39). Entiende que Dios es también juez y que “…sus juicios son verdaderos y justos… (RVA2015). En Gálatas 6:7-8 nos dice el Apóstol Pablo,

“No se engañen; Dios no puede ser burlado. Todo lo que el hombre siembre, eso mismo cosechará. Porque el que siembra para su carne, de la carne cosechará corrupción; pero el que siembra para el Espíritu, del Espíritu cosechará vida eterna.” (RVA2015)

Termino mi artículo con esta pregunta, ¿Cómo está tu cosecha?

 

 

 

 

Sabios en sus Propias Opiniones


22405988_10155692780003329_9120048287218175590_n

Sigues tu propia sabiduría cuando minimizas la autoridad de la Palabra de Dios; cuando lo que arrogantemente estableces como verdad no tiene fundamento en la misma. Tu opinión y la mía no tienen ningún tipo de valor; son putrefacción, excremento y pestilencia que eventualmente desvían, lastiman y hacen tropezar a otros. Eso se debe a que nuestras opiniones, tal y como nosotros mismos, son imperfectas. Proverbios 3:7 nos dice, “No seas sabio en tu propia opinión; Teme a Jehová, y apártate del mal…” (RVR1960).

         Es completamente apropiado, cuando escuchas a un predicador o maestro de la Palabra, preguntarle, eso que acabas de decir, ¿Dónde está en la Biblia? Si se ofende es un carnal, ciego y arrogante predicador, el cual se coloca él o ella al centro de su mensaje y no Jesucristo. Huye de semejantes congregaciones. Históricamente, lo primero que el diablo trata de eliminar de la vida del Cristiano es la autoridad de la Palabra. Esa es la forma más lógica y fácil de apartarnos de la verdad. Jesucristo nos dice, “…Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos; 32 y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres.” Juan 8:31-32 (RVR1960).

         Hermanos, es imposible madurar como Cristianos sin una vida de oración y devoción al estudio de las Escrituras. De hecho, la Biblia nos manda a crecer en gracia y en el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo (2 Pedro 3:18). Un cristiano que no honra la Palabra es un inmaduro o, peor aún, tan siquiera es cristiano. Esto no se trata de denominación o de edificios, se trata de principios básico y no negociables de nuestra fe. Cuestiónalo todo, sino está en la Palabra, no lo aceptes como doctrina.

Dejemos los Abortos Espirituales


IMG_2055

“Y yo también te digo, que tú eres Pedro, y sobre esta roca edificaré mi iglesia; y las puertas del Hades no prevalecerán contra ella.” Mateo 16:18 (RVR 1960)

         La Iglesia no es perfecta, esencialmente porque todavía ni usted, ni yo, ni nadie en el Cuerpo de Cristo lo es. Tenemos problemas con el sistema, la estructura, problemas de doctrina, teología, interpretación, en nuestras propias familias, etc. No se necesita un doctorado en teología o mucha espiritualidad para darnos cuenta de los problemas.

         Esencialmente, la Iglesia protestante está más o menos en la misma situación que la Iglesia Católica en los tiempos de Martín Lutero. Pero insisto, que se le achacan muchas cosas a la Iglesia que son solo reflejo de la Ramera y no de la Iglesia verdadera. Este azote constante y generalizado en contra de la Iglesia no es de Dios y ni es una forma de ganarse a NADIE para CRISTO. ¿Cómo se sentiría usted si la gente constantemente ataca a su novia o esposa? Insisto que la arrogancia no es de Dios.

         La Iglesia es problema de DIOS y EL va arreglar las cosas; eso es una promesa divina. Hagamos nuestro trabajo como pastores para aplicar la realidad de Hechos 2:42. Hagamos los que nos toca, con esperanza, con gozo, sabiendo que somos parte de un equipo victorioso, una familia gloriosa y fuerte en CRISTO. DEJEMOS LOS ABORTOS ESPIRITUALES, el maltrato a las ovejas y seamos los padres que Dios nos ha mandado a ser. Ni las puertas mismas “del Hades prevalecerán contra la Iglesia”

         A mi el sistema, la iglesia institucionalizada me botó; siempre tuve problemas con ella, aún desde mis tiempos de infante como cristiano en La Casa del Padre, en donde vi el más grande despliegue de la falta de amor y padres espirituales; pero aquí estoy de pie, luego de tragedias, fracasos, pecados y caídas horrendas, no por la Iglesia Bautista, no por la Iglesia Pentecostal, no por este o este otro, pero por Cristo. Por favor, no me hablen, ni me acusen de religiosidad; simplemente amo la Iglesia.

         No somos héroes hermanos, no somos mártires, no somos originales, ni mejores que nadie, ni estamos pagando ningún precio, simplemente por que algunos nos contradicen en estos medios sociales, somos HIJOS de Dios y embajadores de su EVANGELIO.

Interpretando Mateo 24: 27 Puntos a Considerar


tiempos-del-fin

(Tomado de Reina-Valera 1960 (RVR1960)

Introducción

         Con el reciente eclipse, terremotos en México, inundaciones severas en Texas y el poder arrasador de huracanes en el Caribe, muchos parecen tener preguntas sobre los últimos tiempos. Encima de todo, hoy 23 de Septiembre de 2017 está supuesto a ser el fin del mundo. Para contestar a preguntar relacionadas con los últimos tiempos he decidido escribir este artículo utilizando a Mateo 24 como nuestra base bíblica.

Jesús predice la destrucción del templo

 24:1  Cuando Jesús salió del templo y se iba, se acercaron sus discípulos para mostrarle los edificios del templo.

Respondiendo él, les dijo: ¿Veis todo esto? De cierto os digo, que no quedará aquí piedra sobre piedra, que no sea derribada.

Nota Importante:

Para aquellos que se concentran tanto en edificios, el Templo no impresionó para nada a Jesús. Jesús, por el contrario responde prediciendo la destrucción del mismo y procede a describir, en detalles, los acontecimientos que sucederán durante la última generación que caminará sobre este planeta, antes del fin de esta dimensión de vida.

Señales Antes del fin

Y estando él sentado en el monte de los Olivos, los discípulos se le acercaron aparte, diciendo: Dinos, ¿cuándo serán estas cosas, y qué señal habrá de tu venida, y del fin del siglo?

Nota Importante:

Aquí no cabe la menor duda de que el contexto de este capítulo se refiere al final de esta dimensión de vida y del retorno de nuestro Señor Jesucristo. Veremos luego que, en términos del retorno de Jesucristo, no se trata del establecimiento de La Nueva Jerusalén todavía, sino del rapto.

Respondiendo Jesús, les dijo: Mirad que nadie os engañe.

Nota Importante:

         Jesucristo nos manda a “velar” que nadie nos engañe, lo que deja claro que en los últimos tiempos habrá mucho engaño.

Porque vendrán muchos en mi nombre, diciendo: Yo soy el Cristo; y a muchos engañarán.

Y oiréis de guerras y rumores de guerras; mirad que no os turbéis, porque es necesario que todo esto acontezca; pero aún no es el fin. 

27 Puntos a Considerar

  1. Se verán “muchos” estafadores que se harán pasar por Cristo mismo:

Aunque han habido algunos que se han querido hacer pasar por Cristo; todavía no podemos decir que hay muchos que lo han hecho.

  1. Muchos serán engañados y seguirán a estos individuos.
  2. Habrán muchas guerras y rumores de guerra:

Esto quiere decir que no tan solo que habrán guerras por dondequiera, pero también que las guerras será el enfoque de las conversaciones de esos tiempos. La gente estará consumida con violencia.

  1. Jesucristo nos dice que es necesario que esto acontezca:

Esto nos prepara para no frustrarnos cuando nuestras oraciones no sean contestadas.

  1. Pero estas señales no representan el fin.

Nota Importante:

Jesucristo sigue describiendo los acontecimientos que tomarán lugar al final de los tiempos. Aquí se intensifica la maldad, la persecución, el crimen, etc. A este nivel todavía no es el fin, pero es el principio de una gran devastación, especialmente en contra del Cristiano.

Porque se levantará nación contra nación, y reino contra reino; y habrá pestes, y hambres, y terremotos en diferentes lugares.

Y todo esto será principio de dolores.

  1. Veremos mucha guerras y conflictos severos entre los diferentes grupos étnicos (nación). También reino contra reino:

A nivel social, el mundo estará lleno de violencia, de conflictos, de problemas y peleas por donde quiera, esto se va a ver a nivel individual, a nivel étnico y a nivel de naciones.

  1. Habrá pestes; esto quiere decir plagas:

Quiere decir que a este nivel, antes del fin del mundo, veremos la proliferación de muchas enfermedades.

  1. Habrá mucha hambre:

Lo que quiere decir que económicamente hablando, habrá un desplomo mundial de la economía.

  1. Terremotos en diferentes lugares:

No estamos hablando de terremotos en un país específico ni de terremotos que no se sienten; sino de terremotos fuertes y devastadores pasando alrededor del mundo. Recuerden que este es el principio de los dolores; estos son acontecimientos que el mundo va a ver y va a sentir.

Entonces os entregarán a tribulación, y os matarán, y seréis aborrecidos de todas las gentes por causa de mi nombre.

10 Muchos tropezarán entonces, y se entregarán unos a otros, y unos a otros se aborrecerán.

11 Y muchos falsos profetas se levantarán, y engañarán a muchos;

12 y por haberse multiplicado la maldad, el amor de muchos se enfriará.

Nota Importante:

         Hasta ahora hemos visto el impacto de los últimos tiempos en la economía, en la sociedad, en el planeta y aún en la salud alrededor del mundo. Vemos que habrá un engaño masivo que tomará lugar; muchos estafadores haciéndose pasar por Jesucristo. Creo que el diablo, en su sabiduría, va a crear una cultura mundial que, debido a tantos engaños de parte de estos estafadores y falso profetas, va a odiar con pasión intensa a todo lo que represente el cristianismo. El acecinar al cristiano va a ser aceptado y valorizado como bueno, no sin ningún tipo de razón, mas por el daño que estos falsos profetas causarán. En otras palabras, será justificada dicha violencia. El problema es que el mundo no sabrá identificar entre el verdadero cristiano y el falso, nos pondrán a todos en la misma categoría.

  1. El cristiano va a ser afligido como nunca antes en la historia de la humanidad:

Los verdaderos cristianos siempre han sufrido aflicción; son muchas las aflicciones de los justos nos dice el Salmo 34:19. Mas la aflicción de estos tiempos va a ser incomparable. Los cristianos van a ser acecinado en masas; mucho peor que lo que Hitler le hizo a los judíos. Recuerden que Hitler convenció a muchos que eso era lo correcto. De la misma forma el mundo estará convencido de que el acecinarnos será lo correcto. El mundo nos aborrecerá debido a nuestro amor por Jesucristo. El nombre de Jesucristo será odiado a través del mundo. El odiar a Cristo va a ser norma. El mundo verá a Cristo como el culpable de todos los males del mundo y la sociedad en general se querrá limpiar de la religión cristiana específicamente. Mas también de toda religión que contradiga la agenda del diablo.

  1. Aquí el que es cristiano de nombre y no de corazón será expuesto:

Éstos serán los primeros en expresar cuanto nos aborrecen. Habrá mucha traición en las Iglesias, denominaciones, etc. Muchos en la iglesia entregarán a cristianos a las autoridades para ser atormentados y asesinados.

  1. La proliferación de falso profetas se intensificará:

Estos no serán profetas haciéndose pasar por cristianos. Estos profetas prepararán el camino para el falso profeta que a su vez exigirá que la imagen del anticristo sea adorada (Apocalipsis 13:12). Recordemos que el mundo se prepara para una sola religión en donde se adorará al anticristo; todo lo demás que resista esto será aniquilado.

  1. La cultura de la maldad:

Si creemos que las cosas están malas hoy día; nada se comparará a la maldad de los últimos tiempos. El amor será escaso; reinará el odio. Donde no existe la luz, reina la obscuridad y en donde no existe el amor reina el odio; estas palabras describen esos horribles tiempos. Por eso es que veremos tanta traición, tantas guerras y tanto odio alrededor del mundo.

 13 Mas el que persevere hasta el fin, éste será salvo.

14 Y será predicado este evangelio del reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin.

15 Por tanto, cuando veáis en el lugar santo la abominación desoladora de que habló el profeta Daniel (el que lee, entienda),

  1. Un Cristiano tiene que perseverar hasta el fin:

 El cristianismo exige compromiso y dedicación no una fiebre de dos o tres meses.

  1. El evangelio será predicado en el mundo entero antes del fin: 

Esto es Dios manifestando su misericordia. Cuando le ministremos al último ser humano en el mundo; ahí vendrá el fin. Ese el amor de Dios; quiere asegurarse que todos escuchen estas buenas noticias.

  1. La lógica nos dice que el templo en Jerusalén necesita ser reconstruido como preámbulo a la manifestación del anti cristo: Esto se debe a que el anti cristo se declarará Dios en el mismo.

16 entonces los que estén en Judea, huyan a los montes.

17 El que esté en la azotea, no descienda para tomar algo de su casa;

18 y el que esté en el campo, no vuelva atrás para tomar su capa.

19 Mas !!ay de las que estén encintas, y de las que críen en aquellos días!

20 Orad, pues, que vuestra huida no sea en invierno ni en día de reposo;

21 porque habrá entonces gran tribulación, cual no la ha habido desde el principio del mundo hasta ahora, ni la habrá.

22 Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados.

  1. El acontecimiento del anticristo declararse Dios en el templo marcará el principio de la gran tribulación:

Aquí hay grandes disputas en la Iglesia y es con referencia al rapto. ¿Pasará el rapto antes de la gran tribulación o durante la gran tribulación?

23 Entonces, si alguno os dijere: Mirad, aquí está el Cristo, o mirad, allí está, no lo creáis.

24 Porque se levantarán falsos Cristos, y falsos profetas, y harán grandes señales y prodigios, de tal manera que engañarán, si fuere posible, aun a los escogidos.

  1. Establecemos que habrán cristianos durante la gran tribulación (Apocalipsis 7:14):

La pregunta es, ¿son estos cristianos los que nacieron de nuevo durante la gran tribulación o son cristianos que esperarán por el rapto? Mateo 24:25-26 nos da una ventana que nos ayuda a contestar estas dos preguntas.

25 Ya os lo he dicho antes.

26 Así que, si os dijeren: Mirad, está en el desierto, no salgáis; o mirad, está en los aposentos, no lo creáis.

         Establecimos bíblicamente que la cultura de estos tiempos será notoria por la maldad y por el engaño. En los versos 25 y 26 vemos tal engaño. Me explico; los cristianos fueron instruidos por Cristo a huir rápidamente luego del anuncio del anticristo en el templo al declararse Dios. El cristiano va a estar escondido esperando atentamente por Jesús. Muchos de estos cristianos van a ser encontrados y asesinados. El diablo sabe las escrituras y sabe del rapto y del retorno de Cristo. ¿Qué mejor forma de sacar a estos cristianos de sus escondites que anunciando que Cristo está aquí o allá. A su vez, para ser más convincente, el diablo va a utilizar a estos falsos profetas para que realicen grandes señales y prodigios? La situación de estos cristianos va a ser desesperante ya que éstos fueron los que rehusaron la marca de la bestia que les permite comprar (Apocalipsis 13:17).

         Debido a estos versos me inclino a concluir que el rapto sucederá durante la gran tribulación. La Biblia habla de un solo rapto; si creemos que los cristianos que ya eran cristianos antes de la manifestación del anti cristo no formarán parte en la gran tribulación entonces tenemos que subscribirnos a la idea de que existirán dos raptos, uno para los cristianos antes de la tribulación y otro para los que nacieron de nuevo durante la tribulación. Bueno, claramente solo hay un solo rapto.

         Los Cristianos estarán en una situación muy difícil, como nunca antes visto en la historia de la humanidad. El cristiano va a estar, literalmente escondido; muchos de ellos, como dijimos anteriormente, serán asesinados. La pregunta es ¿cómo sabremos que personas le entregarán su vida a Cristo durante la gran tribulación? Verdaderamente que hubo un tiempo en el cual yo estaba seguro de la respuesta a esta pregunta, pero no estoy muy seguro ahora. Cuando pensaba que los cristianos no pasarían por la gran tribulación ignoraba, sin darme cuenta, a Mateo 24:25-26. En Mateo 24 Cristo le está hablando a Cristianos. En Mateo 24:25-26 Cristo le está hablando a Cristianos que específicamente, confrontarán la gran tribulación. Luego de estos versos El describe el rapto; en esa secuencia. Una vez más digo, no hay dos raptos, sino solo uno y no estoy seguro si habrán quienes le darán su vida a Cristo durante ese tiempo.

  1. El diablo utilizará falsos profetas para hacerse pasar por Cristo para de esa forma engañar a los cristianos escondidos para él poder atraparlos y matarlos:

Mas esta estrategia no va a funcionar ya que Cristo acortará los días para evitar que su pueblo caiga en la trampa de satanás. Me baso en Mateo 24:22 en donde Cristo nos dice: “Y si aquellos días no fuesen acortados, nadie sería salvo; mas por causa de los escogidos, aquellos días serán acortados.”

La Venida del Hijo del Hombre

27 Porque como el relámpago que sale del oriente y se muestra hasta el occidente, así será también la venida del Hijo del Hombre.

28 Porque dondequiera que estuviere el cuerpo muerto, allí se juntarán las águilas.

29 E inmediatamente después de la tribulación de aquellos días, el sol se oscurecerá, y la luna no dará su resplandor, y las estrellas caerán del cielo, y las potencias de los cielos serán conmovidas.

30 Entonces aparecerá la señal del Hijo del Hombre en el cielo; y entonces lamentarán todas las tribus de la tierra, y verán al Hijo del Hombre viniendo sobre las nubes del cielo, con poder y gran gloria.

31 Y enviará sus ángeles con gran voz de trompeta, y juntarán a sus escogidos, de los cuatro vientos, desde un extremo del cielo hasta el otro.

  1. El mundo verá una total obscuridad  y una manifestación monstruosa en los cielos (Verso 29):

Me imagino al mundo entero mirando para arriba tal y como vimos a miles de personas mirar para arriba aquí en los Estados Unidos durante el eclipse. Esto no será un eclipse, sino que literalmente el sol y la luna ya no brillarán.

  1. En dicha obscuridad y desosiego se manifestará Cristo al mundo entero por segunda vez (Verso 30):

Aquí el mundo se va a dar cuenta de la realidad de Cristo y su primera reacción será de lamento ya que el mundo se dará cuenta de que ése que rechazaron y odiaron tanto, es el único Salvador y Señor del mundo. Se darán cuenta de que Cristo no es una fábula, mas es real y verdadero. Eso no quiere decir que se arrepentirán; todo indica que no se arrepentirán.

  1. El retorno de Cristo por su Iglesia será obvio en el mundo entero (Verso 27):

Cristo se manifestó en el mundo 1) al habitar entre nosotros 2,000 años atrás; 2) se manifestará nuevamente en el rapto de su Iglesia desde las nubes, tal y como se describe aquí en el verso 30, y 3) en su retorno triunfal en un caballo blanco (Apocalipsis 19:11-16). En el medio de toda esta total obscuridad descrita en el verso 29, la única luz que se verá será la luz de Cristo en las nubes (Verso 30).

  1. El rapto de la Iglesia (Verso 31):

Entonces, en un abrir y cerrar de ojos, en medio de tanta obscuridad y trompetas sonando por donde quiera, los ángeles recogerán a la Iglesia de Cristo, a los que murieron en Cristo primero y luego a los que aún están vivos; aquellos escondidos en los montes que le huyeron al anti cristo… ¡Aleluya! Este es el rapto de la Iglesia.

32 De la higuera aprended la parábola: Cuando ya su rama está tierna, y brotan las hojas, sabéis que el verano está cerca.

33 Así también vosotros, cuando veáis todas estas cosas, conoced que está cerca, a las puertas.

34 De cierto os digo, que no pasará esta generación hasta que todo esto acontezca. 35 El cielo y la tierra pasarán, pero mis palabras no pasarán.

36 Pero del día y la hora nadie sabe, ni aun los ángeles de los cielos, sino sólo mi Padre.

  1. Los relatos de Mateo 24 se llevaran a cabo en menos de una generación:

¿Cuanto dura una generación? No estoy seguro. He encontrado que una generación puede ser 25, 40, 70 y hasta 100 años.

  1. Muy importante es enfatizar que nadie sabe el día ni la hora específica solo Dios (Verso 36):

El indicar días y horas es algo completamente fuera de orden bíblico. Creo que también es parte de la estrategia de Satanás de desacreditar a la Iglesia y de hacernos ver como locos mentirosos.

37 Mas como en los días de Noé, así será la venida del Hijo del Hombre.

38 Porque como en los días antes del diluvio estaban comiendo y bebiendo, casándose y dando en casamiento, hasta el día en que Noé entró en el arca,

39 y no entendieron hasta que vino el diluvio y se los llevó a todos, así será también la venida del Hijo del Hombre.

  1. La gran tribulación solo aplicará para los cristianos de ese tiempo. El resto del mundo disfrutará de paz temporera y de vidas normales bajo el dominio del anticristo:

Enfatizo que esa paz será temporera; el anticristo mismo tendrá que confrontar rebeldía en contra de su reino.

40 Entonces estarán dos en el campo; el uno será tomado, y el otro será dejado.

41 Dos mujeres estarán moliendo en un molino; la una será tomada, y la otra será dejada.

42 Velad, pues, porque no sabéis a qué hora ha de venir vuestro Señor.

43 Pero sabed esto, que si el padre de familia supiese a qué hora el ladrón habría de venir, velaría, y no dejaría minar su casa.

44 Por tanto, también vosotros estad preparados; porque el Hijo del Hombre vendrá a la hora que no pensáis.

45 ¿Quién es, pues, el siervo fiel y prudente, al cual puso su señor sobre su casa para que les dé el alimento a tiempo?

46 Bienaventurado aquel siervo al cual, cuando su señor venga, le halle haciendo así.

47 De cierto os digo que sobre todos sus bienes le pondrá.

  1. Jesús termina con una descripción de los acontecimientos del rapto y nos anima a vivir preparados para su venida.

Conclusión

         El reciente eclipse no representa una señal de los últimos tiempos. Lo que la Biblia describe no es un eclipse; es lago mucho más dramático. El sol y la luna perderán su luz y las estrellas caerán del cielo. Los terremotos en México, inundaciones severas en Texas y el poder arrasador de huracanes en el Caribe son eventos muy tristes y devastadores, pero carecen de la descripción que encontramos en Mateo 24; aquí se habla de terremotos en diferentes partes de mundo. El fin vendrá, pero hoy no se acabará el mundo; es una ridiculez el dar días para tal evento.

             Obviamente, cada día que pasa nos acerca más a los últimos tiempos. Creo que el enfoque de este artículo es que Cristo nos manda a vivir nuestras vidas como si estos tiempos estuvieren por pasar. Cristo nos manda específicamente a 1) velar ya que no sabemos la hora específica de su venida, 2) a estar preparados en fidelidad y prudencia poniendo a Cristo como Señor de sus casa y, 3) Cristo también nos recuerda que reinaremos con El durante el milenio (2 Timoteo 2:12).

 

Después del Huracán María: Palabra de Esperanza para Puerto Rico


os-es-huracan-maria-puerto-rico-catastrofico-islas-virgenes-informe-ultima-hora-20170919

Mi corazón se quebranta por mi país Puerto Rico mientras escucho las noticias de las consecuencias devastadoras del huracán María. Nada se ha sentido como mi hogar desde que salí de Puerto Rico el día 8 de Julio de 1991. Mientras oraba y buscaba el rostro de Dios con gran angustia en mi alma, escuché al Señor decir que estos no son los tiempos de predicar Mateo 24 (Profecías de los últimos tiempos). La realización de Mateo 24 en esta tierra va a ser mucho peor… dice el Señor. Mas este es el tiempo para que el mundo sepa que mientras ellos me continúan rechazando “…esta es la condenación: que la luz vino al mundo, y los hombres amaron más las tinieblas que la luz, porque sus obras eran malas.”[1] La falta de luz es obscuridad, la ausencia de Dios es presencia del diablo, lo que quiere decir que cuando Dios es rechazado el diablo es bienvenido. Jesucristo vino a dar vida en abundancia, mas el diablo viene a matar, a robar y a destruir.[2] Estilos de vida que promueven y exaltan la vulgaridad, el odio, la violencia, la burla, la brujería y la idolatría son rechazos directos a Dios; ese mismo Dios que utilizó a esta isla como un poderoso gigante para evangelizar a Sur América. Estos estilos de vida son un rechazo abierto a el Dios que por décadas nos viene protegiendo de tantos huracanes. Le dije a Dios, “…pero Puerto Rico no es el único país que te ha rechazado.” Fue entonces que escuché al Señor decir: “Puerto Rico está experimentando una gran obscuridad, una gran angustia y falta de esperanza, pero hoy le digo al pueblo sobre el cual mi nombre es invocado, que se humillará delante de mi, que invocarán mi nombre, que orarán y buscarán mi rostro, que se convertirán de sus malos caminos y que oiré sus oraciones desde el cielo y perdonaré sus pecados y sanaré su tierra.[3] Luego causaré que mis ríos de aguas[4] vivas cubran toda la isla de Puerto Rico y los prosperaré así como sus almas serán prosperadas.”[5] En esta palabras encuentra descanso para mi alma.

 

[1] Juan 3:19

[2] Juan 10:10

[3] 2 Crónicas 7:14

[4] Juan 7:38

[5] 3 Juan 1:2

Beneficios de la Oración “Poniendo a Dios Primero”


a79b847282f84e898e1f77ab9f49f3a7--children-praying-graceland

Podemos “ir a la Iglesia”, servir en ministerios, hacer buenas obras, estudiar la Biblia, enseñarla y predicarla, mas si no tenemos una vida de comunión con Dios en nuestros lugares secretos, si no lo alabamos, no le expresamos nuestro agradecimiento, si no le adoramos, si no le hablamos, si no le pedimos por otros, ni tan siquiera le pedimos por nosotros mismos, entonces tenemos que reevaluar nuestros ejercicios espirituales. Si lo que practicamos públicamente como cristianos no nos anima a pasar tiempos a solas con Dios, ¿qué estamos haciendo?

            Quizás nos envolvemos en ministerios y buenas obras para ser vistos o, quizás estudiamos la Palabra para alimentar el intelecto, para lucir bien cuando predicamos y enseñamos o para ganar argumentos; mas estos ejercicios espirituales no son una confirmación de nuestro amor por Dios. Creo que es tiempo de escudriñar nuestros propios corazones. A veces nos enfocamos en los pecados de fornicación, de violencia, de adulterio, homosexualidad, robos y mentiras; mas siempre he dicho que el mandamiento que más violamos es el primero, el no amar a Dios por sobre todas las cosas.

            Es imposible amar a Dios sin una vida de oración; es imposible amar a nadie sin el deseo de pasar tiempo con esa persona. Como seres humanos nos agrada el estar en compañía de nuestra familia, de nuestros amigos y envueltos en actividades que nos agradan. ¡Cuánto más Dios! ¿Verdaderamente amamos a Dios? Jesús nos dice en Mateo 6:33, “Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia…” (RVR1960)

            ¿Qué es lo primero que buscamos cada día? Hay dos caminos que están consumiendo al hombre, 1) Tiempo trabajando (ganándose el pan y en proyectos personales) y 2) Entretención. Antes de que confundas mi mensaje, no tengo nada en contra del trabajo; la Biblia es bien clara en que tenemos que trabajas para ganarnos la vida. Tampoco tengo nada en contra de que tengamos tiempos de refrigerio; tiempos de relajación, de carcajadas y risas. Lo que critico es cuando estamos tan ocupados que no tenemos tiempo para pasar tiempo a solas con Dios. Aunque podemos tener comunión con Dios todo el día, en medio de todas nuestras responsabilidades, Dios demanda un tiempo especial con él.

            La oración es fundamental en el Viejo Testamento y la oración fue fundamental en la vida de Cristo quien vemos que en ocasiones pasaba toda la noche orando. Los apóstoles mismos le pidieron a Cristo que les enseñara a orar. Luego vemos que ellos tenían oras específicas de oración. Si eres Cristiano estás llamado a amar a Dios por sobre todas la cosas; a ponerlo primero. Si no oras es imposible que Dios sea primero en tu vida.

            En Filipenses 4:6-7 las Escrituras nos dan unas joyas de sabiduría con respecto al tema de la oración. ”Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias. Y la paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.” (RVR1960)

Puntos Importantes

  • Es pecado el estar afanados, quiere decir, preocupados. La preocupación entra fácilmente cuando perdemos nuestra comunión con Dios.
  • Dios quiera que tengamos una actitud de agradecimiento (Acción de gracias). Sin acción de gracias es imposible experimentar la presencia de Dios de acuerdo at Salmo 100:1 en donde nos dice el salmista, “Entrad por sus puertas con acción de gracias, Por sus atrios con alabanza…” (RVR1960) No importa por lo que estemos pasando, siempre hay razones para darle las gracias a Dios.
  • Dios quiere que le presentemos nuestras peticiones. Dios quiere que le pidamos por nosotros mismos y por otros. El es el Dios que provee.

Algunos Beneficios de la Oración

  • Paz (Tranquilidad de espíritu) Hermanos, esto se refiere a una paz que sobrepasa todo entendimiento. Quiere decir que no importa la situación por la cual estemos confrontando, lo que nos falte, los ataques, etc. Dios nos mantendrá en paz, confiados en él.
  • Dios promete guardar nuestros corazones.
  • Dios promete guardar nuestros pensamientos. Muchas veces nuestras mentes están consumidas de malos pensamientos. Lo que pensemos va a determinar nuestros sentimientos. Si estamos alimentando pensamientos de odio nos vamos a sentir airados. Si meditamos en pensamientos de fracasos, no vamos a sentir frustrados y tristes. Si meditamos en pensamientos pecaminosos nos encontraremos atormentados, etc.

            ¿Quién no quiere paz? ¿Quién no quiere sentirse gozoso? ¿Quién no quiere disfrutar de una mente estable y madura? Estos beneficios no los otorga Dios a través de la oración.

¿Obligados a Diezmar?


diezmo

Debido a los abusos en lo que a los diezmos se refiere, algunos han tomado opiniones drásticas y han cancelado totalmente el tan siquiera hablar de este tema. El punto no es eliminar esto o aquello, simplemente porque se ha utilizado de forma incorrecta. Nuestra obligación como cristianos es el retornar a la Biblia y aprender lo que Dios tiene que decir sobre el tema. Claro que existen temas muy difíciles de entender, otros no están muy claros y hay temas en donde la Biblia parece guardar silencio. Mas sin embargo, cuando se trata de este tema de los diezmos, la Biblia es bastante clara.

         Para comenzar a desarrollar este tema creo que 2 Corintios 9:5-13 nos da toda la información necesaria para establecer una buena y sólida doctrina. El Apóstol Pablo, quien es el Apóstol de nosotros los Gentiles, le dice a la Iglesia de Corintios,

“Por tanto, tuve por necesario exhortar a los hermanos que fuesen primero a vosotros y preparasen primero vuestra generosidad antes prometida, para que esté lista como de generosidad, y no como de exigencia nuestra. Pero esto digo: El que siembra escasamente, también segará escasamente; y el que siembra generosamente, generosamente también segará. Cada uno dé como propuso en su corazón: no con tristeza, ni por necesidad, porque Dios ama al dador alegre. Y poderoso es Dios para hacer que abunde en vosotros toda gracia, a fin de que, teniendo siempre en todas las cosas todo lo suficiente, abundéis para toda buena obra; como está escrito: Repartió, dio a los pobres; Su justicia permanece para siempre. Y el que da semilla al que siembra, y pan al que come, proveerá y multiplicará vuestra sementera, y aumentará los frutos de vuestra justicia, para que estéis enriquecidos en todo para toda liberalidad, la cual produce por medio de nosotros acción de gracias a Dios. Porque la ministración de este servicio no solamente suple lo que a los santos falta, sino que también abunda en muchas acciones de gracias a Dios; pues por la experiencia de esta ministración glorifican a Dios por la obediencia que profesáis al evangelio de Cristo, y por la liberalidad de vuestra contribución para ellos y para todos;” 2 Corintios 9:5-13 RVR1960

         Podemos argumentar la validez del diezmo en el Nuevo Testamento. Podemos decir que ya no estamos bajo la ley establecida en El Viejo Testamento. La realidad es que es difícil encontrar evidencia bíblica que apoye el diezmo como una obligación. Mas, no podemos argumentar que, como Cristianos, estamos llamados a ser bondadosos. Como Cristianos, el dar es un reflejo directo de la condición de nuestro corazón. Estamos llamados a dar según nos propongamos en nuestros corazones y según lo que ganemos. Claramente no por obligación, mas con corazón alegre. Pablo también nos da una ley y es que el que siembra escasamente también segará escasamente.

         Entonces, ¿para qué damos en el Nuevo Testamento? Esto es controversial. Si estamos en una iglesia en donde las finanzas se utilizan solo para mantener al pastor y para mantener un edificio, estamos fuera de orden. Me acuerdo ser parte de una Iglesia en donde era motivo de testimonio el poder pagar el pago mensual al banco por dicho edificio. Luego no había dinero para nada más. No estoy en desacuerdo en que el que el pastor reciba salario; pero estoy en total desacuerdo con pastores ganando millones y con dos y tres casa, carros nuevos y aún hasta aviones, todo pagado por la Iglesia. Eso es un abuso y una vergüenza.

         De acuerdo a los verso bíblicos que acabamos de leer, podemos ver tres propósitos fundamentales para nuestra bondad: 1) Para suplir a los santos lo que le falte. ¿Sabía usted que en las iglesias descritas en el libro de Hechos nadie tenía necesidad de nada? (Hechos 4:34) Imagínense la magnitud de la bendición de esa Iglesia. 2) Para los pobres. Tanto el Viejo como el Nuevo Testamento nos da el mandato de cuidar de los pobres. El ignorar a los pobres no es de Dios. 3) Porque el dar glorifica a Dios. Una vez más digo, que aunque este tema de los diezmos y las ofrendas ha sido abusado vergonzosamente, en algunos sectores de la Iglesia, no podemos descartar nuestro llamado a la generosidad.

         Entonces concluyo que no se trata de eliminar asuntos controversiales y encerrarnos en nuestras propias opiniones, mas estamos llamados a ir a la Escritura y ser obedientes a lo que la Escritura nos dice que hagamos. Digo “no”, a la enseñanza de la obligación del diezmo, más digo “sí” a nuestro mandato, como Cristianos, a ser generosos de corazón y con actitud alegre.  Entonces puede que un hermano no sienta en su corazón el dar absolutamente nada. Ese hermano, como todo cristiano, tiene que ser discipulado y aprender las formas de Dios y no de los hombres. Puede que haya otro hermano el cual su bondad se limita a un 2% de lo que gana, quizás 5%, 10% y algunos hasta más. Tal y como crecemos en otros aspectos de nuestras vidas, también crecemos en la bondad.

         Nosotros como Cristianos estamos llamados a ser las personas más bondadosas del mundo. Estamos llamados a dar, a perdonar, a ayudar y aún a estar dispuestos a sacrificar nuestras propias vidas por el bienestar de otros. ¿Obligados a diezmar? No; pero el Cristiano maduro reconoce su obligación a la bondad.

La Cultura de la Crítica y los Ataques Personales en la Política y en la Iglesia


nbc-fires-donald-trump-after-he-calls-mexicans-rapists-and-drug-runners

El ambiente político es tóxico. Ya no se discuten ideas ni se ven debates respetuosos. Todo lo que dice el partido contrario se juzga como automáticamente erróneo, aunque sea algo bueno y correcto.        La política se concentra en ataques personales y en sacar a la luz lo más lodo posible para destruir el carácter y la reputación del contrincante. Los intereses del pueblo ya no se mencionan; no son prioridad. La prioridad es la destrucción del contrincante y el mantenimiento del poder y las riquezas que acompañan dicho poder.

         Nuestro actual presidente, Donald Trump, abiertamente confiesa que es cristiano y muchos evangélicos, algunos de gran renombre, lo han apoyado públicamente. Mas aquí tengo que expandir en mi preocupación, ya que esta cultura de la crítica y los ataques personales se ha infiltrado aún, en muchas de nuestras iglesias.

         Entiendo que el Presidente Trump es constantemente atacado por la prensa; mas ésta ha sido la realidad de todos los presidentes, especialmente en los últimos 30 años. No hay nada malo con la crítica constructiva y los debates inteligentes y lógicos; pero lo que vemos hoy día es una constante falta de respeto a nuestros líderes y, en este caso, una constante disminución de la dignidad de dicha oficina a manos del mismo Donald Trump. Sus ataques de medianoche a través del medio social “Twitter” contribuyen grandemente a la propagación de esta cultura de crítica y ataques personales.

         Si el presidente quiere defender sus puntos y su agenda política utilizando a Twitter para corregir malos reportes de la prensa, lo apoyo en dicha causa. Mas estos insultos personales, atacando apariencias físicas de mujeres y hombres, son respuestas infantiles, especialmente para un hombre de Dios. No hay absolutamente nada en la biblia que justifique que un llamado hombre de Dios, responda ha insultos con más insultos. Primera de Pedro 3:8-10 nos dice,

Finalmente, sed todos de un mismo sentir,

compasivos, amándoos fraternalmente,

misericordiosos, amigables;

no devolviendo mal por mal,

ni maldición por maldición,

sino por el contrario, bendiciendo,

sabiendo que fuisteis llamados

para que heredaseis bendición.

10 Porque:

El que quiere amar la vida

Y ver días buenos,

Refrene su lengua de mal,

Y sus labios no hablen engaño;

11 Apártese del mal, y haga el bien;

Busque la paz, y sígala. (RVR 1960)

         En la Iglesia, por otros lado, se siguen levantando grupos que también se han infectado con esta cultura de crítica y ataques personales. Todo lo que escriben constantemente apunta a lo que está malo con este o con aquel, con esto o con aquello. No digo que estamos llamados a ignorar a los falso profetas y maestros y a dejarlos predicar y enseñar en nuestras iglesias. Tenemos que exigir fundamento bíblico en lo que muchos de estos pastores están predicando y, si no es bíblico, rechazar sus enseñanzas. Mas no olvidemos que tenemos una responsabilidad de hacer discípulos, de predicar el evangelio, de ganar almas para Cristo, de hablarle al mundo del amor de Dios, del pecado y de la salvación que solo se encuentra en Cristo Jesús.

         Lo que quiero decir es que nos hemos concentrado tanto en criticar, que nos hemos olvidado del Mensaje y de la encomienda que tenemos como cristianos. En Mateo 24 la Biblia nos describe la cultura de los últimos tiempos y el aumento de los falso profetas. Nada de lo que pasa hoy nos debe tomar por sorpresa. La Biblia nos dice como manejar estos falso profetas, mas también nos dice de evitar contiendas. En Segunda de Timoteo 2:23 el Apóstol Pablo le dice a Timoteo, “Pero desecha las cuestiones necias e insensatas, sabiendo que engendran contiendas.” (RVR 1960)

         Le quiero pedir perdón a todos por las muchas veces que yo mismo he caído en cuestiones necias e insensatas. Les quiero pedir perdón porque en lugar de producir fruto de amor, produje fruto de contienda. No ignoro, bajo ninguna circunstancia, las obvias falsa doctrinas y las malas representaciones de Dios y de la Iglesia de Cristo; pero el Cristiano está llamado a amar, aún a sus enemigos. En ese amor es en donde he recibido la convicción de mi fracaso. Quiero amar como Cristo, caminar como Cristo y hablar como Cristo. Obviamente, estoy en este proceso; pero le pido a Dios que por encima de todo, nos enseñe a amarlo a El y a amarnos los unos a los otros; aún a los que nos odian.

La Depresión Por El Pastor Andrés Briceño Ruiz


15338634_720115708152729_7819872433113086802_n

La depresión es la combinación de la tristeza y la melancolía. Estos dos sentimientos a la larga producen el mencionado mal de la depresión. Cuando insistimos en declarar una visión triste del mundo, cuando somos víctimas de relaciones rotas y el perder algún ser querido o algo de valor, da lugar y abre puertas a este mal de la depresión.

         La persona que sufre de depresión manifiesta un carácter irritable, disminución del interés y placer de las actividades, falta de sueño, falta de energía y mucho sentimiento de culpa. A la larga, lamentablemente, también puede manifestar pensamientos de suicidio.

         Clínicamente, la ciencia busca resolver estos problemas mitigando esos sentimientos con fármacos, pero su origen es espiritual.
Veamos sus nombres: Depresión, nombre científico. Quebranto: nombre espiritual. (2 de Samuel 22:19, Salmo 18:18, Nehemías 2:2 y Job 21:17) 
Desventura: (Romanos 3:16 y Apocalipsis 3:17)
Abatimiento: Salmo 136:23, Proverbios 18:12 Lamentaciones 3:19 y Miqueas 6:14.)

         Esta enfermedad tiene su origen en la desobediencia. El desobedecer produce ruptura, quebrar algo, desunión, en el huerto del Edén Dios dio instrucciones de no comer del Árbol de la ciencia del bien y el mal. La desobediencia a este mandato trajo ruptura y quebrantamiento por eso en Hebreos 4:11 dice procuremos entrar en su reposo, para que ninguno caiga en semejante ejemplo de desobediencia. Reposo sinónimo de descanso, tranquilidad felicidad.

         El recurso que se usa para no tener esta enfermad es la OBEDIENCIA. Cuidar el huerto es cuidar nuestra relación a diario con Dios y si no lo hemos aceptado
pedirle que entre a nuestro corazón. Descuidar es relación es ruptura, es rompimiento. La obediencia Dios y a su Palabra, nos permite estar dentro del huerto. La labranza es nuestra relación con Él a solas; cuando esto no se da la depresión entra.

         Recuerda ser obediente, las personas que practican la desobediencia dan lugar al quebranto (Depresión). Un abrazo su amigo pastor: Andrés Briceño .

El Evangelio no es Solo de Domingos


bible-study

El evangelio no es tan solo criticar, el evangelio es práctico y ofrece soluciones prácticas a los problemas de este mundo. El problema es que hemos confundido el evangelio con edificios, el estar unidos a una hora y un día de la semana específico para observar a otros ofrecernos el “show”, que conocemos como la Iglesia.

 

El evangelio no es un edificio ni un día u hora específica de la semana. El evangelio no es un sombrero que te pones o quitas de acuerdo a tu gusto. El evangelio es un estilo de vida; es la forma de vida aceptada por Dios. Aunque somos verdaderamente libres para creer y para hacer lo que nos da la gana; la Biblia nos advierte, “Todo me es lícito, pero no todo conviene; todo me es lícito, pero no todo edifica.” Primera de Corintios 10:23 (RVR 1960)

 

El evangelio nos une, como Cristianos, bajo la cultura de la Palabra de Dios. El Apóstol Pedro nos dice, “Finalmente, sed todos de un mismo sentir, compasivos, amándoos fraternalmente, misericordiosos, amigables; no devolviendo mal por mal, ni maldición por maldición, sino por el contrario, bendiciendo, sabiendo que fuisteis llamados para que heredaseis bendición.” Primera de Pedro 3:8-9 (RVR 1960). El Apóstol Pablo nos habla de que somos ciudadanos del cielo. (Filipenses 3:20)

 

Creo que hoy día el anhelo por la fama de muchos los lleva a inventarse cosas que, aunque suenan espectaculares, inteligentes y hasta espirituales, no tienen absolutamente nada que ver con Dios. Estamos llamados a tener todos el mismo sentir; ese sentir no es emocional ni personal, es el sentir que va de acuerdo con lo establecido por los profetas del Viejo Testamento y los apóstoles del Nuevo.

 

El darle reverencia a la Palabra de Dios es darle reverencia a lo que El establece como verdad. Imagínate criarte con un padre al cual dices amar, pero ignoras completamente lo que él te dice. Imagínate, como convencer a los que están a tu alrededor de que amas a tu padre cuando no le obedeces en nada; cuando su palabra no significa nada para ti. Hermanos, no podemos separar la Palabra de Dios de Dios. El Apóstol Juan nos dice, “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. Juan 1:1 (RVR 1960)

 

La razón por la cual muchos no respetan las cosas de Dios ni quieren nada que ver con Dios, es por la confusión que muchos siguen inyectando en la Iglesia. Muchas iglesias se han convertidos en clubes sociales en donde los miembros son los que establecen las reglas en lugar de, simplemente, escudriñar las Escrituraras para buscar lo que es real y verdadero y lo que no.

 

Me hablaba un hermano hace unos días, de su deseo de que lo que dice hoy sea recordado en veinte o treinta años. Le dije que ese no era mi sentir y que no creo que ese sentir sea de Dios. No me interesa que recuerden lo que yo tenga que decir, mas que recuerden que fui un hombre que, fielmente, trató de repetir el mensaje profético y apostólico el cual tiene el poder de transformar corazones, sanar almas, cambiar vidas, restaurar, edificar y formar espíritus rectos dentro de nosotros. No hay nada en este mundo con semejante poder… ¡Nada!

 

No sé que hará Dios con estos edificios tan grandes que llamamos Iglesias. Lo que sí sé es que nosotros somos la Iglesia. Lo que sí sé es que el evangelio tiene que ser real para nosotros mismos. Lo que sí sé es que si no traemos eso que identificamos como el evangelio ha nuestros lugares secretos; si eso que identificamos como evangelio no llega a la simpleza de nuestros hogares, todavía eso que conocemos como evangelio no se ha convertido en realidad en nosotros. Lo que tenemos es una religión de hombres carnales sin poder para cambiar a nadie. Todavía, si ese es nuestro caso, no hemos desarrollado una relación con nuestro Cristo amado.

 

Creo que estos son buenos tiempos para poner a prueba todo lo que sabemos; cuestionarlo todo y rechazar todo lo hemos aceptado como doctrina que no se ve claramente en las Escrituras. Es tiempo de exigirle a pastores y maestros que nos enseñen capítulos y versos que solidifiquen lo que están diciendo de parte de Dios. Este es un tiempo de leer y estudiar línea por línea y punto por punto TODA la Biblia. Reconociendo que somos el pueblo del Nuevo Testamento, mas reconociendo también, como divinas, las Palabras de Moisés, las palabras de los profetas y las canciones más poderosas en la historia de la humanidad; canciones interpretadas ha son de bocina; con salterio y arpa; con pandero y danza; con cuerdas, flautas y con címbalos resonantes… Selah.